jueves, 26 de febrero de 2009

llegando al final

No soy muy amigo de la democracía cristiana o del nacionalismo moderado o de lo que sea que se ha convertido el Bng en los últimos años. Pero hay que reconocer que Quintana acertó en esta entrevista, augurando que el enemigo real del Pp es el Bng y la pelea de los votos en el rural. Cuando en Ourense y Lugo un parlamentario cuesta la mitad de votos que en Coruña y Pontevedra, y la previsible caída de por lo menos un parlamentario ourensano del Pp por otro del Bng puede decidir el resultado final, los enemigos están claros. El rural gallego (o los "gallegos profundos", como le gusta decir a Moragas) es un ámbito que se escapa a mi pobre capacidad de raciocinio, como la mayoría de las cosas de este mundo. Lo que tengo claro es a dónde nos lleva la avaricia y la ignorancia.

3 comentarios:

ana pastor dijo...

o final entre eles "entendense" falan a misma lingua.

¿entendes?

dulaman dijo...

Creo que no llego a comprender las sutiles diferencias entre bloqueiros y pepeiros en ninguna parte, pero en el rural aún menos.

pablo gonzalez dijo...

habia un cuadro de goya que lo expresaba muy bien, creo que se llama "duelo a garrotazos"